Oct 18

Macarrones con salchichas y verduras

Nosotros somos fanáticos de la pasta, creo que es uno de los ingredientes que más juego da, por el tipo de pasta diferentes que existen, y por toda la variedad de salsas con las que se pueden acompañar: boloñesa, pesto, carbonara, … aunque a nosotros nos gusta personalizarlo un poco, añadir algún ingrediente que le de toques de sabor diferente, aunque respetamos mucho los clásicos (¡los macarrones son uno de los platos favoritos de nuestras hijas! ¿Habéis visto los Macarrones de la Yaya?). Espero que os guste esta versión, con algo de carne (salchichas) y con verduras (calabacín y berenjena).

Macarrones con salchichas

Ingredientes para 4

400g de macarrones

400 g de salchichas *

1 calabacín

1 berenjena

4 tomates bien maduros

1/2 cucharadita de comino

AOVE

*Nuestro consejo seria mejor si puede ser longanizas frescas, pero quedará bien con todo.

Preparación

Lo primero de todo seria trocear las salchichas en rodajitas finas, para luego ponerlas en una sartén grande con un chorrito de AOVE.

Mientras se va dorando podemos aprovechar y pelar y trocear en daditos pequeños las verduras, podeis usar algún utensilio cortador si lo tenéis, algo así por ejemplo.

Cuando la carne está dorada añadimos primero el tomate, ya que es lo que más tarda, porque si por ejemplo pusiéramos primero el calabacín acabaría deshaciéndose todo

Cuando el tomate empieza a cambiar de color, ponemos un poco de comino, y  ya sería justo el momento de añadir la berenjena y el calabacín en daditos.

Mientras ponemos agua con sal a hervir en una cazuela y cuando hierva añadimos la pasta y la dejamos los minutos que ponga en el envase (nosotros ponemos macarrones porque nos pirran, pero podeis poner la que queráis, ¡quedará igualmente muy bueno!)

Para la salsa más o menos en unos 10 minutos haciendo chupchup a fuego medio tendremos la salsa lista, tenéis que ir revisándola 😉

TIP: Como dicen los italianos la salsa tiene que esperar por la pasta, nunca al revés o la pasta quedará incomible.

Antes de escurrir la pasta reservamos una taza del agua de hervirla. ¿Y por qué? Leer abajo.

  • Si la salsa nos ha quedado muy espesa podemos añadir un poco de esa agua de cocción

¡¡¡Y ya está!!!

Espero que os guste, es de esas recetas que podéis modificar según os guste y seguro que también os sale bien.

¡Un abrazo!

Mónica

Deja un comentario

Your email address will not be published.

A %d blogueros les gusta esto: